Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp

Autoestima: como desarrollarla y aumentarla

El modo en que nos sentimos con respecto a nosotras mismas afecta a todos los aspectos de nuestra vida, desde en que manera trabajamos, como somos en las relaciones de amor, hasta nuestro rol como padres y las habilidades que tenemos para poder progresar en la vida.

Nuestras respuestas antes los acontecimientos dependen de quién y qué pensamos que somos.

Los dramas de nuestra vida son los reflejos de la visión intima que poseemos de nosotras mismas. Por tanto la autoestima es la clave del éxito o del fracaso. De todos los juicios a los que nos sometemos, ninguno es tan importante como el nuestro proprio. La alta autoestima es el requisito fundamental para una vida plena.

La autoestima tiene dos componentes: un sentimiento de capacidad personal y un sentimiento de valía personal. Es la suma de la confianza y el respeto por una misma. Fe intelectual en ti misma y fuerte sensación que mereces ser feliz.

Tal vez no podemos estar satisfechas con nosotras mismas a causa de la aportación negativa de los de mas o porque hemos puesto en discusión a nuestra propia honestidad, integridad, responsabilidad, auto afirmación, o porque hemos juzgado demasiado a nuestras acciones. Pero es una cuestión de nivel, nadie carece totalmente de autoestima y nadie es incapaz de desarrollar su autoestima.

Desarrollar la autoestima es desarrollar la creencia de que uno es capaz de hacer las cosas y merece la felicidad, y por tanto enfrentar a la vida con mayor confianza, benevolencia y optimismo, lo cual nos ayuda a alcanzar nuestras metas y experimentar la plenitud. 

Desarrollar la autoestima es ampliar nuestra capacidad de ser felices.

Cuanto mas alta sea nuestra autoestima, mas alegría experimentaremos por el solo hecho de estar, de despertarnos por la mañana, de vivir dentro de nuestro cuerpo, estas serán algunas de las recompensas por respetarnos y confiar en nosotras mismas. La autoestima en cualquier nivel es una experiencia intima, reside en el nucleo de nuestro ser. Es lo que tú piensas y sientes de mi misma. Cualquiera que haya sido nuestra educación, una vez seamos adultas la cuestión está en nuestras manos. Nadie puede respirar por nosotras, nadie puede pensar por nosotras, nadie puede imponernos la fe y el amor por nosotras mismas.

Alcanzar el éxito sin un proceso de desarrollo de autoestima es estar condenada a sentirte como un impostor que espera con angustia que lo descubran. Lo tragico es que la mayoría de las personas buscan la auto confianza y el auto respeto en todas partes menos dentro de sì mismas y por ello que fracasan en su búsqueda.

Cuando apreciamos la verdadera naturaleza de la autoestima, nos damos cuenta que no es competitiva ni comparativa.

La verdadera autoestima no se expresa con la auto glorificación a expensas de los de mas o per el afán de ser superiores a los otros o de rebajarlos para elevarse uno mismo. La arrogancia, la jactancia y la sobre valoración de nuestras capacidades reflejan mas bien una autoestima equivocada y no como imaginan algunos un exceso de autoestima.

El estado de una persona que no esta en guerra ni consigo misma ni con los demás es una de las características mas significativas de una autoestima sana.

El concepto que tenemos de nosotras mismas modela nuestro destino, es decir que la vision mas profunda que tenemos de nosotras mismas influye sobre todas nuestras elecciones y decisiones mas significativas y por ello modela el tipo de vida que nos creamos. Lo que nos interesa es cómo podemos hacer para aprender a querernos y confiar mas en nosotras mismas y para sentirnos mas seguras con respecto a nuestra eficacia.

Si deseamos crecer necesitamos saber qué hacer, necesitamos aprender nuevas conductas. Pero… ¿cómo y en qué aspectos actuaríamos de manera diferente? 

Todos nuestros logros humanos son el reflejo de nuestra capacidad de pensar, que se declina en tareas, objetivos, desafíos, etc. Pero el uso adecuado de nuestra conciencia no es automatico, mas bien es una elección. Tenemos libertad de obrar en función de la ampliación o la limitación de la conciencia.

Podemos aspirar a ver menos o a ver mas, podemos desear saber o no saber, podemos luchar para obtener claridad o confusión podemos vivir conscientemente o semiconscientemente o inconscientemente, este es el significado de libre albedrío. Para vivir conscientemente debemos vivir con una clara vision prefiriéndola a la ceguera, este es el componente mas importante de nuestra autoconfianza y nuestro auto respeto. Será difícil que podamos sentirnos capaces en la vida si vagamos en medio de una niebla mental auto provocada. Hemos visto que la autoestima es la reputación que adquirimos con respecto a nosotras mismas.

Mas veces al dia debemos elegir el nivel de conciencia en el cual queremos funcionar, gradualmente con el tiempo adquirimos una noción de la clase de persona que somos, según cuales sean las elecciones que hagamos, la racionalidad y integridad que mostremos. Esa es la reputación.

Vivir conscientemente significa conocer todo lo que afecta a nuestras acciones, objetivos, valores y metas para comportarnos de acuerdo con aquello que vemos y sabemos.

La autoestima por tanto depende, no tanto de las características con las que nacemos sino con el modo en que usamos nuestra conciencia. Uno de los puntos mas importantes para hacerlo es la independencia intelectual: pensar con tu mente. A veces para agradar a los de mas, y sentirnos queridas llegamos hasta a “vender nuestra alma”, sin darnos cuenta de eso.

¿Qué nos puede ayudar a aumentar nuestra autoestima? 

  • No procrastinar: todo lo que puedes acabar hoy intenta hacerlo, eso aumentara la confianza en ti misma y la autoestima. Una técnica muy simple para no caer en el “estoy cansada o lo hago mañana, es darte poco tiempo para acabar, decirte solo 5 minutos, y luego solo 5 minutos y todavía 5 minutos más. Esto te permite “engañar” de manera genuina tu cerebro para poder avanzar un poquito a la vez y acabar lo que en cambio hubieras dejado de lado.
  • Poner atención a las palabras y freses que dices negativas y sustituirlas con positivas.
    Por ejemplo: no tengo ganas de hacer esercizio fisico hoy, puede ser sustituido por: puedo salir 10 minutos a pasear, y si luego me entran más ganas haré otro 10 minutos. Verás que te ayudará muchísimo y obviamente cuando lo logres, reconoce tu esfuerzo y felicitate interiormente.
  • Intentar cambiar tu vocabulario e integrar palabras poderosas
    Por ejemplo: sustituir palabras como debería, debo, hace falta (que son términos que dan la sensación de estar controlada desde el exterior y aumentan el estrés) con palabras como decido, elijo, puedo, etc. que en cambio aumentan tu autoestima y tu poder interior.

Para terminar te propongo de intentar ser mas auto ironica, dejar de lado el enfado e intentar sonreír mas cuando te dicen cosas como no “eres bastante”, “no eres capaz”, porque al fin y al cabo no es mas que la opinión de alguien mas que la mayoría de las veces conoce poco o nada de ti. La sonrisa ayuda la autoestima y la salud de tu corazón.

En fin… ¡atrévete a sentirte orgullosa de ti! 

Compártelo

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp

más contenidos para ti

Abrir chat
Hola 👋🏻
¿En qué puedo ayudarte?